Blogia
Ignacio Caparrós

Aguas sin cauces. (1997-98 // 2005-6). Libro de poesía amorosa, sin verbos.

Este libro, publicado por Unicaja en 2006, en edición de 1000 ejemplares, es el tercero de una tetralogía compuesta por El cuerpo del delito, La fruta, la mano y La llama rota. Nacido de una experiencia amorosa tortuosa y llena de dificultades, es posiblemente el único libro de poesía, que yo conozca, que está escrito sin un solo verbo, como medio paradigmático y estilístico de arrancarle al lenguaje su corazón.

En medio de la noche, el corazón del aire,

 las transparentes blusas del deseo.
 Y en sus túrgidas pieles virginales
 los espléndidos cuerpos de lo ígneo y lo etéreo.
 
 La templanza en el agua acelerada,
 ¡oh qué líquida plata del álamo engañoso!
 Por la orilla del viento, naufragante, una barca,
 …sin patrón y sin remos, bajo el oro
 
 fingido de una luna nebulosa,

 sollozante o sonriente sobre la mar fosfórica.

                          ***

 Sin tu presencia aquí, la chispa en la palabra,
 la tarde decaída, inválida, lentísima,
 el traje de la noche manchado de silencios,
 el pecho sin pulmón, la espalda rota.
 
 Sin tu presencia aquí, mi tinta, el despropósito
 del pulso, el aire en brazos del recuerdo,
 mi renovada sangre en sus conquistas,
 como pez vuelto al agua,
 como raíz al barro.
 
 Sin tu presencia el frío,
 el lampo del poema,
 el grito del glacial desde su géiser.

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres

1 comentario

merengue -

cuéntame algo más sobre esa relación tortuosa. Gracias.
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres